domingo, 29 de mayo de 2016

Billy Corgan es uno de esos artistas que siempre sorprende. Su talento es indiscutible, como también su innovación constante y hasta su carácter polémico y temperamental. Pero sea lo que sea, su amor por la música no descansa y así lo demostró el pasado fin de semana.
En una visita a su casa de té (Sí, el líder de The Smashing Pumpkins es dueño de Madame Zuzu en Highland Park, Illinois) sorprendió a los clientes con una interpretación especial.
El músico se animó a versionar en vivo con su guitarra y en compañía de su compañero de banda Jeff Schroeder, un clásico de The Velvet Underground, “Who Loves The Sun”.
Y, como si fuera poco, improvisaron “Knockin’ on Heaven’s Door” de Bob Dylan. Gran sorpresa para todos los clientes que tuvieron la suerte de pasar esa tarde por la casa de té y estudio de Corgan.
Reacciones:

0 comentarios: