domingo, 27 de abril de 2014

Lemmy-Kilmister-6178


En el mundo del rock existieron varias situaciones polémicas que terminaron con la separación o la expulsión de alguno de los miembros del grupo. Muchas de ellas además de generar controversia fueron por demás absurdas.
De borracheras a arrestos este artículo pretende repar algunos de los despidos más absurdos y polémicos del rock.
Se quebró la cadera y lo dejaron a gamba…
Seguramente muchos conozcan clásicos de Journey como Don’t Stop Believin, Open Arms y Separate Ways. Pero muy pocos conocen la historia detrás de la salida de Steve Perry en 1996. La banda venía de un extenso parate de casi 10 años que terminó con el lanzamiento del exitoso Trial by Fire en el ’96.
Journey tenía todo para brillar nuevamente a mediados de los ’90, pero un accidente en Hawai –el cual le generó una lesión en su cadera- hizo que Perry tuviera que bajarse de las primeras fechas del tour. Un problema degenerativo en uno de los huesos de su cadera lo obligó a entrar en el quirófano y eso desató la bronca de sus compañeros que esperaban poder contar con él para la gira.
El inconveniente terminó con la contratación del cantante Steve Augeri que reemplazó a Perry hasta el año 2006. Por supuesto, luego de su salida del grupo todos especularon con la vuelta de Steve para volver a reavivar la llama de Journey. Pero no… Los músicos prefirieron contar con la ayuda del filipino Arnel Pineda.
De esta manera un problema en la cadera de Steve Perry terminó con el éxito de Journey y por supuesto sin su principal cantante.
Escenario, mosh y a la calle
¿Quién no soñó alguna vez ser una estrella de rock y tirarse desde la cima del escenario para hacer el clásico “stage dive”? Miles de músicos lo hicieron y no sólo no murieron en el intento sino que también compartieron momentos inolvidables junto a sus fanáticos.
Pero al parecer hay músicos a los que realmente no les gusta realizar este tipo de prácticas. Y es más, no sólo no lo hacen ellos sino que no aguantan que ninguno de sus compañeros lo realice y esto puede llevarlos al despido. Sí, leíste bien, un “stage dive” y estas fuera de la banda de tus sueños.
¿A quién le sucedió esto? A Kim Shattuck, la ex bajista de Pixies que reemplazó a Kim Deal en 2013 y que duró tan sólo cinco meses en el grupo. Según explicó más adelante durante la gira europea se animó a sumergirse entre los fanáticos y esa decisión no le gustó a sus compañeros de grupo que le pidieron al manager que le informe la decisión unos días después. “Se que no estaban encantados por lo que hice y de hecho me pidieron que no lo haga nunca más. Y cuándo pregunté si era por mi seguridad me respondieron que no, que era porque a ellos no les gustaba” explicó la bajista semanas más tarde de su despido.
Ir a la cárcel por nada y terminar sin tu banda
Antes de haber formado Motörhead en 1975, Lemmy Kilmister fue parte de una reconocida banda de space rock llamada Hawkwind. Todo iba bien entre los músicos londinenses –que hasta el día de hoy llevan 27 discos de estudio editados y más de 50 años de carrera- hasta que una confusa situación terminó con el despido del bajista y –gracias a dios- la formación de su nuevo grupo.
En mayo la banda se encontraba presentando en Norteamérica Warrior on the Edge of Time. Y en uno de los pases de frontera entre Canadá y Estados Unidos Lemmy fue detenido por presunta posesión de cocaína. El bajista fue arrestado y puesto en libertad a las horas porque las autoridades se dieron cuenta que lo que el músico tenía realmente en su poder eran anfetaminas pulverizadas.
Aún así la situación no le cayó muy bien a la banda –que tuvo que dar algunos conciertos sin Lemmy- y decidieron sacarlo del grupo por “mala conducta”. Meses después Kilmister se unió a su amigo Larry Wallis y formó Motörhead inspirándose en el último tema que escribió para Hawkwind.
El odio es la solución
Van Halen es una de las bandas más exitosas e influyentes de la historia del rock. Pero en sus más de cuarenta años de carrera sufrieron varios cambios en su formación y muchos de ellos a causa de peleas internas dentro del grupo. Uno de los más conocidos y controversiales fue por la salida de Sammy Hagar con quien la banda grabó cuatro discos de estudio.
Pero la salida de Hagar no sólo generó revuelo en el mundo de la música sino que dejó un gran hueco en el grupo. Y ese hueco fue el que acabó con la carrera de Michael Anthony dentro de Van Halen.
En el año 2006 Michael Anthony decidió acompañar a su amigo Sammy Hagar en alguno de sus shows solistas –ya lo había hecho a principio del 2000. Van Halen se encontraba en un periodo de inactividad y sus músicos tenían cierta “libertad de acción”. Pero parece que la decisión de seguir tocando y acompañar al ex cantante de la banda en su tour no fue la mejor decisión, por lo menos no para los hermanos Van Halen.
Pocos meses después Eddie anunció el reemplazo de Anthony por su hijo Wolfgang sin dar muchos motivos al respecto. La noticia no le cayó para nada bien al bajista y de hecho lo hizo saber en varias entrevistas. “La razón más grande por la que no estoy en Van Halen es porque soy muy amigo de Sammy Hagar. Los hermanos Van Halen nunca pudieron soportar eso, y si ellos tienen bronca con alguien no hay manera que se les pase” explicó el músico en el 2010.
De hecho, cuando se anunció que la reunión incluiría a David Lee Roth, el cantante original lamentó la salida de su compañero y hasta destacó su calidad musical por encima de la de muchos músicos.
Reacciones:

0 comentarios: